HandleBar Austin | BASSBOSS Altavoces Amplificados
Seleccionar página

HandleBar Austin

Ene 26, 2016

BASSBOSS celebra su 30° lugar en Austin con HandleBar

David Lee sabía que podía lograr un sonido superior con los productos BASSBOSS, al tiempo que usaba menos altavoces. Diseñó un sistema que presentaba dos Subwoofers Amplificados SSP215 y tres Monitores Amplificados CCM112 para los medios y agudos en la barra principal, complementados con dos Micromains Amplificados SV8 para relleno adicional, colocando uno en el otro extremo de la habitación y uno en una habitación contigua. El techo también recibió una revisión de sonido, con una instalación de cuatro altavoces MicroMains SV8 a prueba de intemperie, que reemplazaron no menos de ocho altavoces de plástico voluminosos y poco atractivos que colgaban antes en el lugar.

Austin, TX – Julio 26, 2016: HandleBar, en el centro de Austin, tiene mucho que ofrecer a cualquiera que camine por su interior, desde DJ en vivo cinco noches a la semana hasta camareros amables, cócteles artesanales y 20 cervezas de barril cuidadosamente seleccionadas. Pero desde su apertura en 2012, muchos de sus clientes ignoraban la barra principal y sus diversas ofertas por la azotea, que aunque es amplia, su servicio es limitado. «Al principio no podíamos entender por qué nadie quería pasar el rato en la barra principal, donde tenemos todas estas excelentes bebidas y servicios que no están disponibles en la azotea», dice el propietario Brett Vance. «Pero nos dimos cuenta de que una gran parte de eso tenía que ver con un sistema de sonido realmente malo». En mayo, Vance contactó al presidente de BASSBOSS, David Lee, para ayudar a supervisar una revisión completa del sonido que los clientes de la barra principal de HandleBar agradecerían y que también marcaría la 30° gran instalación de BASSBOSS en su propia cancha.

Comenzando desde abajo

El viejo sistema de sonido de HandleBar, que era un improvisado a partir de piezas de diversos equipos de sonido que habían sido retirados de otros bares vecinos, no estaba funcionando a la altura. «Incluso cuando no era tan fuerte te lastimaba los oídos», recuerda Vance. «Tenemos superficies de concreto en todos los lados, por lo que la acústica natural tampoco ayudaba. Como resultado, en una noche podíamos tener 200 personas arriba pero solo 20 en la barra principal, lo cual era un gran problema porque si pasas por la calle podrías mirar al bar por la ventana y pensar que no hay nada que hacer.»

Mejorando el lugar

Dada la desafiante acústica de la sala, la colocación correcta de los altavoces fue esencial, especialmente para los subwoofers. «Quería proporcionar la mejor cobertura general y la menor cantidad de puntos muertos sin empujar demasiada energía hacia el club vecino con el que HandleBar comparte una pared», explica Lee. «Cuando modelé la habitación buscando opciones de colocación para subwoofers, quedó claro que un par de subs cardioides en el techo ofrecía la mejor opción para una cobertura pareja y un impacto mínimo en la pared divisoria. También queríamos mantener la mayor cantidad de espacio disponible para los clientes de HandleBar, por lo que los subs guindados fueron beneficiosos para el sonido y el espacio.»

Los techos de concreto de HandleBar no estaban equipados con tomacorrientes y el costo y el tiempo para intalar energía en las ubicaciones de los parlantes estaban fuera del presupuesto. Para los cuatro altavoces que se instalaron en la azotea, cada uno de los cuales requería amplificación remota, Lee eligió los modelos BASSBOSS RP. «RP significa Rack Power, una opción en la que los amplificadores y el procesamiento dedicado que normalmente están en las cajas se suministran en un rack de 2 espacios», dijo Lee. «Tenemos esta opción disponible para que podamos ofrecer la consistencia y la simplicidad de los sistemas de altavoces amplificados y procesados en situaciones donde los amplificadores no pueden ubicarse junto con los gabinetes. Una vez que se instalaron los altavoces y los amplificadores, la única afinación necesaria fue alinear los subs cardioides. El resto del sistema no necesitaba ajustes adicionales. La mayor parte del tiempo involucrado en finalizar el sistema fue dedicado al control remoto y la programación de presets.»

Los Subwoofers SSP215 guindados en el techo miden solo 17-1/4″ de alto, por lo que son discretos entre las vigas del techo. Cada subwoofer tiene dos woofers de 15″ impulsados por un amplificador RMS Class D de 2400 W, lo que da a los DJ de HandleBar un montón de bajos. Su respuesta de frecuencia extremadamente plana de 35 Hz a 100 Hz los ayuda a transitar sin problemas a los medios y altos proporcionados por el Monitor CCM112 y el MicroMain SV8. «Es un sonido mucho más completo», dice Vance. «Realmente puedes sentir la música ahora en lugar de solo escucharla». Y a los DJ les encanta. Tienen una gran sonrisa en sus caras cuando tocan con este sistema.»

El versátil y compacto Monitor CCM112 es capaz de ofrecer un amplio rango medio y un rendimiento de alta gama gracias a su verdadero diseño de fuente puntual, que ofrece un amplio patrón de cobertura cónica de 80 grados y todo el NPS que necesita HandleBar en el piso principal. En el techo, los Micromains SV8 ofrecen un nivel de rendimiento de graves y un rendimiento total que se compara con muchos altavoces de 12″ del mercado. «Suena fantástico en el techo también», dice Vance, «y tenemos menos parlantes que antes. Son muy discretos» señalando que no le restan atención al columpio, los caballos de resorte y otros elementos divertidos para el patio de juegos que HandleBar tiene instalados en la azotea.

Para lograr la funcionalidad deseada del sistema, se instaló un Symetrix Prism 8×8 para proporcionar un control de nivel individualizado a cada zona, incluyendo un control de nivel de subwoofer, selección de entrada entre sonido de la casa, entrada de DJ para la azotea y abajo o sonido de TV. Las funciones básicas se encuentran en controles remotos alámbricos con funciones adicionales de control remoto inalámbrico reservadas para los propietarios. «Puedo ajustar fácilmente el volumen general en función de si tenemos un DJ o simplemente estamos tocando música de fondo, y también puedo ajustar el volumen de cada altavoz individualmente y crear exactamente el sonido que estoy buscando», dice Vance.

Un sonido que se siente bien

Para Vance, la mejora BASSBOSS ha cambiado completamente el tono de la barra principal de HandleBar. «Una de las mejores cosas de HandleBar es lo amigable e interactivo que son nuestros bartenders, pero antes de BASSBOSS la gente sentía que no podían comunicarse por los parlantes y realmente mataba el ambiente», dice. «Ahora tenemos mucho poder pero suena rico, profundo y musical en lugar de incómodo. ¡Puedes ver la diferencia al estar parado afuera del bar y mirar por la ventana y ver a todos adentro festejando y pasando un buen rato!» Vance está tan impresionado que eligió los sistemas BASSBOSS para su próxima empresa, un nuevo HandleBar en Houston, TX . «Ya estamos hablando con David acerca de obtener BASSBOSS allí», dice. «No puedo imaginarme conformándome con menos.»